El art. 155 en los campos de las islas Canarias



 

Varias hectáreas de terreno de cultivo, han sido destruidas para cubrirlas de cemento y asfalto... Son las recalificaciones, los pelotazos...

Pagador-Moya

Habida cuenta somos los más pobres de España, y por tanto de Europa, es que este dichoso artículo 155, el Kabildo lo ha aplicado desde hace mucho tiempo al agro canario, porque ha sido un sustituir todo lo que había, por solo pinos y cemento algo extremadamente grave, pues no buscan los terrenos áridos para construir, sino que cogen parcelas de terreno de primera calidad y las arrasan, las cubren de cemento y asfalto sin ningún reparo, terminando con todo el trabajo y la alimentación que nos daba nuestra tierra fértil.


Nuestros campos, los terrenos del pastoreo ahí están lleno de pinos, lleno de nuestras desgracias, sin que nadie levante la voz. Así, que tarde llegó –con acierto o no, no me pronuncio- sobre Cataluña, que por aquí, lo hemos padecido y aguantado, con el mayor de los borreguismos, y sin que en contra del mismo como ocurre allá en el mediterráneo, aquí no hay manifestación alguna en contra de semejante barbarie.


Así que, simbólicamente a todo el campesinado lo han metido en prisión, le han desarraigado e hipotecado y ello por años sin fin, porque no se ve indulto alguno ni vuelta a la tierra, por el solo y simple delito de querer comer y vivir de lo que da la tierra, si se permitiera volver a ella, con sus ganados y plantaciones de todo, pues aun que poquita tenemos buenas parcelas, y nada producimos salvo leche de tabaiba, pinocha de los pinos, detrás de la cual hay una fabrica de parados y maleantes, porque les han matado su esperanza, su nostalgia por vivir de sus parcelitas.


Ya son varias décadas actuando de una manera pérfida para destruir los terrenos del pastoreo y del cultivo. Y, claro, a Bélgica no podemos acudir, ni a la Unión esa de Europa, que es la culpable en último término, al mandar dinero por un tubo al kabildo para que proteja pinos, y dicen que también unos endemismos que nadie ha visto y que de verdad de las buenas, no existen, razón por la cual matan el tesoro mejor del mundo como son las cabras libres; las nuestras, las más valiosas del planeta por su leche anticancerígena, y premiada por sus quesos de forma reiterada y constante en todas las partes del mundo donde se presente, por la excepcionalidad de la calidad de su leche.


Pues, a pesar de ello, la sentencia está dictada -y desde el 155-, es acabar con su hábitat por los riscos, por donde andan libres, sin hacer daño a nadie ni a nada, y ello desde siempre.


Toda esta maldad con el falso pretexto de evitar la erosión, -ya los vemos venir-; ¿es que acaso la reforestación “de ser cierta” no se puede llevar a cabo por áreas como: la higuera o el almendrero, monte bajo o matorral, escobesos y escobones, que a la misma ves sirven de alimento para el ganado.


Pues no!!!, sus intenciones son otras, la especulación, las recalificaciones… y nos hablan de la instalación de un restaurante-mirador (Guayedra - Agaete), en una de las viviendas abandonadas que están cerca de la carretera y una tienda para la venta productos típicos a los turistas.


Este es el verdadero proyecto agrario del Kabildo y de todos los Srs del PIOT y de la “Ley de suelos” Promovida por Clavijo y su Coalición Canalla, la Co.Ca…

 

 

 

Portada